El ascensor más antiguo del mundo

¿Sabías que el ascensor más antiguo del mundo, tal y como lo conocemos actualmente, data de 1823? Burton y Hormer están considerados los padres de este invento, que se puso a prueba por primera vez en Londres con el nombre de cabina de ascenso o cuarto ascendente.

Entonces lograron elevar a 20 personas a 37 metros de altura, y a partir de ese momento fueron apareciendo avances que lograron perfeccionar la estructura y el funcionamiento. De hecho, este primer prototipo no ofrecía las garantías de seguridad suficientes.

El primer diseño en cumplir con unas mínimas condiciones fue el ideado por el físico estadounidense Elisha Graves Otis, un visionario que incorporó al mecanismo un freno como recurso de emergencia para evitar accidentes en caso de que la cuerda que sustentaba el ascensor se rompiera.

Este modelo fue presentado en la Exposición Universal de Nueva York en 1853 y su inauguración tuvo lugar en 1857, en la tienda E.V. Haughwout & Co situada en Broadway y dedicada a la venta de objetos de porcelana. Su mecanismo estaba impulsado por un motor de vapor y podía elevar hasta seis personas a 10 metros por minuto.

Erhardt Weigel, inventor del primer ascensor funcional

No obstante, te resultará curioso saber que su mecanismo, aparentemente simple y sencillo, ya fue utilizado desde la Edad Antigua. Ahora bien, el primer aparato lo más parecido a lo que hoy conocemos se atribuye al matemático Erhardt Weigel, inventor del primer ascensor funcional en 1687, que él bautizó como silla de ascenso. Su mecanismo era muy primitivo y se basaba en un sistema de poleas accionado por tracción animal.

Matthew Boulton y James Watt, unos años antes de la aparición del ascensor de Burton y Hormer, ya habían plantado la semilla con algunas de sus invenciones como, por ejemplo, la máquina de vapor. Poco después, en 1845, William Thompson creaba el primer ascensor hidráulico.

Luis XV y el ascensor de Versalles

Otra curiosidad que te desvelamos: ¿has oído hablar alguna vez de la historia del ascensor de la fachada del palacio de Versalles? Se trata de un mecanismo de poleas que se accionaba a mano y que el monarca Luis XV ideó para subir a la segunda planta sin tener que cruzar todo el palacio y así evitar ser visto.

Fue instalado en 1743, de ahí que muchos otorguen a El Bien Amado el privilegio de ser el precursor de este invento. Por tanto, como has podido comprobar, aunque la patente se atribuye a Burton y Hormer, son muchos los nombres propios que giran en torno a la autoría de este aparato, cuyo sistema de funcionamiento ha sido usado desde la civilización egipcia.

Recuerda tener un buen mantenimiento de ascensores siempre para poder conservar lo mejor posible. Esperamos haberte podido sorprender con algunas curiosidades sobre el ascensor más antiguo.

Guía de ahorro energético para ascensores

Gracias a los nuevos sistemas de ahorro energético disponibles, podrás optimizar el rendimiento de tu ascensor y conseguir un ahorro importante en la factura mensual de la luz. No importa si vives en una urbanización, comunidad de vecinos o unifamiliar porque, en todos los casos, si sigues los pasos de la guía de ahorro para ascensores que te proponemos en este artículo, el beneficio será notable.

Modernizar y renovar ascensores para rebajar la factura de la luz

Para que un ascensor ahorre energía necesita que lo revisemos con periodicidad y ofrecer fiabilidad, óptimo funcionamiento y seguridad a partes iguales. Gracias a empresas especializadas en el sector, donde los técnicos disponemos de experiencia y conocimientos para llevar a cabo este tipo de trabajos, la modernización y renovación de ascensores es posible.

Dichos trabajos te ofrecerán una mejora de las instalaciones para que se reduzca el consumo de todos los ascensores que tienes instalados, además de mejorar su eficiencia. Para ello, será necesario que los técnicos realicemos un exhaustivo análisis del gasto energético del ascensor y evaluemos cuáles son los sistemas o componentes más adecuados para conseguir resultados satisfactorios.

Guía de ahorro para ascensores

A la hora de elegir los elementos que ayudarán a tu ascensor a reducir su consumo de energía, deberemos tener en cuenta los siguientes factores importantes que sirven de útil guía:

– La iluminación de la cabina puede elevar la factura si no se actualiza con el cambio a luces leds. Solo con este tipo de tecnología podremos reducir el consumo de los ascensores hasta el 75 % y conseguir iluminar la máquina de forma eficiente. Por otra parte, este sistema de ahorro provoca que las luces se apaguen automáticamente cuando no utilices el ascensor.

– Se pueden instalar elementos que regeneren la energía que se consume al poner en funcionamiento el ascensor para que, cuando lo llames y el motor se ponga en marcha, la energía que se genere y no se utilice, se pueda emplear en un nuevo servicio de uso.

– Para que los arranques y las frenadas, cuando llegue al piso correspondiente, sean más suaves y no consuman tanto, podemos sustituir el variador de frecuencia por otro que, actualmente, ofrezca mejores prestaciones. Con este método, podrás ahorrar hasta un 50 % de consumo, ya que disminuirán notablemente los picos cada vez que llames al ascensor.

– Centrar la atención en el ecodiseño para mejorar, ambientalmente hablando, las máquinas y que el rendimiento en el transporte sea mucho más adecuado y la mejora en el consumo sea pronunciada.

En conclusión, los profesionales somos capaces de modernizar tus ascensores para que su ahorro energético sea mucho más amplio y puedas ser más eficiente en el uso de la energía global de accionamiento de la máquina.

El nuevo ascensor con pedales para evitar la COVID19

En las últimas semanas han sido muchas las comunidades de propietarios, comercios e industrias los que han apostado por aplicar soluciones innovadoras para minimizar el contacto de las personas que se montan a los elevadores, y una de las más sorprendentes ha sido la de un nuevo ascensor para evitar la COVID19.

Y es que, ¿sabías que ya existe el primer ascensor del mundo que funciona a pedales? Si no es así, sigue leyendo, pues te contamos cómo funciona.

El primer ascensor que funciona a pedales

Es una solución muy sorprendente y práctica. En Tailandia, uno de los países que mejores medidas han tomado contra el coronavirus, se ha diseñado el primer ascensor del mundo con pedales. Y no, no nos estamos refiriendo a que se mueva con pedales, sino a que los viajeros que se desplacen en él lo harán después de haber solicitado el elevador con el pie o a pulsar estos pedales para que el ascensor sepa a qué planta quieren ir.

El objetivo es minimizar los contactos de superficies muy usadas en el día a día, como los botones. Así, cualquier persona que quiera llamar al ascensor o desplazarse a otra planta usará estos pedales, evitando el contacto y la posible transmisión del coronavirus.

Este elevador, que se ha instalado en un centro comercial de la ciudad de Bangkok, permite operar un ascensor por completo. Pese a la sorpresa y a los despistes de los usuarios, especialmente durante los primeros días, en la actualidad se ha convertido en un reclamo que todos quieren probar.

¿Quién ha ideado este ascensor?

Prote Sosothikul, vicepresidente de Desarrollo de Seacon (empresa que gestiona la zona comercial), ha sido el que ha ideado este ascensor. Los primeros estudios que ha realizado la compañía señalan que estos pedales han provocado una gran tranquilidad a los clientes del recinto comercial, quienes realizan el desplazamiento entre plantas de una forma mucho más tranquila y serena. Personas mayores y con patologías, las que más riesgo tienen de sufrir la COVID-19, son las que más valoran este elevador con pedales que ya están imitando decenas de organizaciones de todo el mundo.

Precisamente, son los comercios y grandes almacenes los que más han sufrido el impacto de la crisis sanitaria y económica de la pandemia. Por este motivo, estas compañías son las que más han trabajado para dotar de seguridad a los clientes que visitan sus instalaciones.

El nuevo ascensor para evitar la COVID-19 ha llegado para quedarse. Gracias a los pedales, evita el contacto de todas las personas que pulsan los botones, por lo que aporta seguridad a las personas que se desplazan por el comercio o finca. Y recuerda que, si deseas modernizar tu ascensor, somos profesionales con amplia experiencia en el sector.

¿Cuánto tiempo se tarda en instalar un ascensor?

Si te preguntas cuál es el tiempo para instalar un ascensor, en este artículo vamos de despejar esta y otras cuestiones asociadas. Sigue leyendo.

Tiempo para instalar un ascensor y otros detalles de interés

Por supuesto, depende de la empresa instaladora y de las condiciones específicas de la obra. Por regla general, se suele tardar unas dos semanas en terminar el proceso. El tipo de vivienda o local comercial donde vaya a tener lugar la instalación es especialmente determinante, aunque otros factores, como la disponibilidad del cliente, pueden influir en la duración.

También hemos de valorar el tipo de ascensor elegido por el cliente en función de sus necesidades y la predisposición previa del edificio. Por ejemplo, en ciertos edificios comunitarios, el hueco del ascensor ha sido previsto con antelación y, tanto si se trata de una nueva instalación como de un cambio por un modelo más actual, el tiempo puede recortarse.

Debes saber que, en las dos semanas que dura el proceso, no se incluye el tiempo requerido para habilitar el hueco del ascensor, por lo que, si tu casa o negocio no cuentan con este espacio, tendrás que añadir, como mínimo, otras dos semanas para completar la obra. En este sentido, te recomendamos consultar con una empresa de construcción o reformas para estimar con más precisión la duración total de la obra.

¿Cómo se instala un ascensor?

Cada empresa tiene su librillo. Lo habitual es comenzar con una reunión con el cliente para conocer sus necesidades y con una visita al edificio para auditar las condiciones preliminares. A partir de esta información, se propone la solución más adecuada.

Después se procede a la instalación. En ciertos escenarios de menor complejidad, como es el caso de las viviendas particulares, el proceso se divide en dos fases. Primero, hay que instalar el guiado, el equipo de tracción y las puertas. Luego, se montan la cabina y el sistema eléctrico y se llevan a cabo las pruebas oportunas.

Por otro lado, si el recorrido del ascensor implica más paradas o sus dimensiones son especiales, se tarda algo más de tiempo en completar la obra.

Durante la instalación, hay que intentar que esta produzca el mínimo impacto en las costumbres de los vecinos, aunque esto dependerá del volumen de la obra.

Finalmente, en la fase de pruebas se ajusta el funcionamiento del sistema y se solicita retroalimentación por parte del cliente para continuar mejorando el proceso comercial y operativo de la empresa instaladora.

Ahora que ya sabes el tiempo para instalar un ascensor, puedes comenzar a despejar otras dudas sobre el proceso. Por último, recuerda que la instalación de ascensores, si no se pone en manos de profesionales, puede tardar más tiempo y ofrecer unos resultados poco satisfactorios.

Coeficiente de altura de un ascensor: Qué es y cómo te afecta

¿No sabes lo que es el coeficiente de de un ascensor y estás pensando en instalarlo en tu comunidad de vecinos? La cuota de participación que tienes que poner como propietario tiene que ver con el coeficiente. Esta cuota se calcula con los metros cuadrados útiles que tiene cada propietario. Se coge este dato y se divide entre los metros cuadrados totales de la comunidad para determinar los gastos de comunidad de cada propietario, conociendo los beneficios que te llevarás en concreto y qué porcentaje te toca amortizar.

¿Qué es y cómo se aplica el coeficiente de un ascensor?

El coeficiente es el resultado de la división explicada anteriormente. Se usa para saber cuánto vas a pagar por tu uso y disfrute del ascensor. Además, también se puede calcular dependiendo del tipo de ascensor que se vaya a utilizar. Por ejemplo, no es lo mismo pagar para un ascensor que suba a las viviendas desde el portal que para un ascensor que lleve los coches hasta el garaje. Los ascensores montacargas para coches tienen unas cuotas diferentes, pero el cálculo del coeficiente se realiza de la misma forma.

Si lo que quieres hacer es calcular un ascensor de estas características, tienes que tener en cuenta también que el espacio liberado de rampa gracias al sistema de transporte por ascensor de los ascensores es un espacio útil. En estos metros cuadrados, podrán instalarse más plazas de aparcamiento. Este beneficio arquitectónico también aporta más metros cuadrados propios para los propietarios de las viviendas que están encima de los pisos habilitados como aparcamiento con diferentes plazas.

La altura y cómo afecta a lo que tienes que pagar

Por norma general, un ascensor de viviendas está separado de un ascensor de ascenso y descenso para coches al garaje. Sin embargo, en ambos casos es necesario que tengas en cuenta la altura para calcular el coeficiente del ascensor. De acuerdo a la nueva ley, la altura es importante para determinar cuánto tiene que pagar cada propietario. Esto se debe a que no es lo mismo usar el ascensor para subir a la máxima altura que a una altura media. Asimismo, la urgencia ante reparaciones no va a ser tampoco igual.

Si quieres saber más sobre el coeficiente de un ascensor para iniciar la instalación de un montacargas o ascensor en tu comunidad de vecinos, no lo dudes. Aprovecha para informarte sobre todo lo que necesites saber sobre la instalación de un ascensor. Ten en cuenta que los mejores momentos para dotar de ascensor a un edificio son las épocas estivales. Es cuando las obras pueden prolongarse más en el día y durar menos. Además, es mejor tenerlo disponible antes de necesitarlo por fuerza mayor. ¡No lo retrases!

Partes de un ascensor: Lo que debes saber

Las partes de un ascensor son cruciales para que este ingenio funcione sin problemas. Cada una juega un rol específico en su funcionamiento. Muchas de ellas han ido apareciendo según se modificaba el diseño original. Si eres un amante de estas máquinas o eres una persona curiosa, ¡no te pierdas esta entrada!

Las partes que componen un ascensor

No cabe duda de que los ascensores te facilitan tu día a día. Son cómodos y te evitan realizar esfuerzos que, en algunos edificios, llegan a ser titánicos. Si tuvieras que subir más de 50 plantas andando, lo más probable es que no te volvieras a acercar al edificio en cuestión. Pero ¿conoces cuáles son las partes de un ascensor? Te las contamos:

– Cabina. Se trata del compartimento en el que van los pasajeros o mercancías. Consiste en un chasis montado sobre unos raíles y que está cerrado por todos lados, excepto por sus puertas.

– Cuarto de máquinas. Este es el corazón y cerebro de todo ascensor. Dependiendo del modelo, este puede ser de tipo hidráulico o eléctrico. Se compone de un cuadro de maniobras, el cual indica a las demás partes cuándo deben moverse, y el motor tira de la cabina utilizando un sistema de poleas para que pueda descender y ascender. Además, es la parte más susceptible a la modernización de ascensores para garantizar que no falle el mismo.

– Cables de tracción. Son los que unen a la cabina con el motor y el contrapeso para que se pueda mover el ascensor. Están fabricados en acero, un material resistente y muy indicado para este tipo de trabajos. Asimismo, en su versión antioxidante resistirá en condiciones de alta humedad.

– Amortiguadores. Es uno de los diferentes sistemas de seguridad de un ascensor. Están diseñados para amortiguar la caída de una cabina cuando alcanza la última parada. Hay dos tipos: los de acumulación de energía y los de disipación. Los primeros se encargan de amortiguar el golpe de una cabina que cae a poca velocidad; por otro lado, los segundos están pensados para amortiguar una a grandes velocidades.

– Paracaídas. No pienses que un trozo de tela se desplegará para frenar una cabina en caída libre. Este sistema de seguridad consiste en un sistema de palancas que se activa al superar el límite de velocidad. Están instalados en la cabina.

– Limitador. Se encarga de detectar el exceso de velocidad del contrapeso y la cabina. Se compone de dos poleas y un cable que, ante una velocidad fuera de lo normal, acciona dos bloqueos: el paracaídas y el freno.

En definitiva, estas son las partes de un ascensor que mayor importancia revisten y que garantizan la seguridad de los usuarios. Gracias a ellas puedes montar en la cabina con total seguridad en cada viaje.

¿Cuál es el ascensor más rápido del mundo?

El ascensor más rápido del mundo te sorprenderá por sus capacidades. Sin estas máquinas, el mundo sería de una forma muy diferente. Tendrías que utilizar las escaleras sí o sí en todos los edificios, lo que podría llegar a limitar su propio tamaño. ¿Sabes dónde se encuentra el ascensor más rápido?

El más veloz de todos

Hace menos de dos siglos, en 1857, se instalaba el primer ascensor del mundo en Nueva York. Estaba diseñado para subir y bajar cinco pisos a una velocidad de 0,6 kilómetros por hora. En aquellos tiempos fue toda una revolución, una que facilitaba moverse por la tienda donde fue instalado. El ascensor funcionaba con un motor a vapor y, por aquel entonces, era una maravilla de la ingeniería.

Sin embargo, los ascensores no han parado de evolucionar y mejorarse. Hoy son un añadido común que sigue simplificando la vida de las personas y que permite que se muevan sin mayores dificultades. Tras esto es muy probable que te preguntes dónde está el más rápido. La respuesta es sencilla: está en China.

El crecimiento económico del gigante asiático ha provocado la construcción de rascacielos en diferentes lugares del país, los cuales necesitan ascensores para que subir a los últimos pisos no sea una tarea titánica. De hecho, en el Guangzhou CTF Finance Centre esta necesidad es realmente aluciante, ya que mide nada más y nada menos que 530 metros de alto. ¿Te imaginas tener que subir andando al último piso?

Para no tardar una eternidad en subir o bajar de sus 111 plantas, el edificio cuenta con 86 ascensores para facilitar la vida a sus usuarios. Estos logran elevarse a 75 kilómetros por hora, una velocidad muy superior a los 35 que alcanzan la mayoría de sus homólogos. También cuentan con un excelente mantenimiento de ascensores para que no sufran daños.

No obstante, la velocidad se reduce cuando está descendiendo para evitar problemas. Esta ronda los 36 kilómetros hora, la cual facilita la seguridad a la hora de bajar. Pero no pienses que no es seguro utilizarlo, ya que la empresa que los ha fabricado, la nipona Hitachi, ha utilizado los últimos avances tecnológicos para evitar cualquier accidente.

El ascensor se mueve gracias a un motor de imanes continuo y dispone de un sistema de frenada electromagnético, que impide frenazos bruscos y que no se ve afectado por el calor. Además, la presión de la cabina se ajusta conforme el ascensor eleva o desciende para comodidad de sus usuarios.

En definitiva, ahora conoces dónde se encuentra el ascensor más rápido del mundo. Gracias a su desempeño, los usuarios pueden ir a cualquier de sus 111 plantas sin molestia alguna. Estos ascensores son un prodigio de la ingeniería moderna y están pensados para garantizar la comodidad en todo momento.

¿Cuándo conviene instalar un montacoches?

La instalación de montacoches puede parecer accesoria, pero en determinadas circunstancias es crucial. Este tipo de elevadores ofrecen diversas opciones y posibilidades que no podemos pasar. Su utilidad muchas veces pasa desapercibida, por lo que se hace necesario clarificar cuándo es conveniente instalarlo y cuándo no.

Una cuestión de necesidad

Los montacoches tienen por objetivo elevar vehículos de una planta a otra. No los vas a ver en muchos edificios, ya que no tienen la necesidad de instalarlo por diversas razones. Una de ellas llega cuando un aparcamiento crece y la rampa de acceso ya no es viable. En estas circunstancias, un montacoches solucionaría el problema de una forma sencilla y eficiente.

Además, si el propio aparcamiento cuenta con diferentes niveles, es recomendable instalar uno de estos elevadores. La razón es muy sencilla: aprovechar el espacio. En las ciudades de gran tamaño puedes verlos instalados en bloques de pisos. Así, los dueños de los vehículos solo tienen que introducirse en el habitáculo y ascender hasta la altura de la calle.

En estos casos es crucial realizar esta instalación, ya que es una cuestión de aprovechamiento del espacio, la mejora del acceso al aparcamiento y garantizar la comodidad de los usuarios en todo momento.

Ventajas de un montacoches

Estos elevadores te ofrecen diferentes ventajas muy interesantes una vez instalado. La principal es que logran soportar y elevar un gran peso. Esto es muy necesario, ya que tendrán que hacer frente a diferentes tipos de coches. No es lo mismo un utilitario que un SUV o una furgoneta. Además, es posible adaptar la caja del ascensor a las necesidades específicas del aparcamiento.

Las personas no tienen por qué bajarse del vehículo, una ventaja que facilita el uso del elevador. Al ir montado en el coche, puedes controlarlo en todo momento, evitar desperfectos y tanto entrar como salir del mismo en el menor tiempo posible.

Por descontado, el consumo de energía que realizan es mínimo. Al fin y al cabo, no se van a utilizar en todo momento, por lo que no va a consumir tanta energía como otro tipo de maquinaria. Así, no notarás que la factura de la luz se incrementa de forma desproporcionada. Tú y la comunidad de vecinos estaréis realizando una buena inversión.

Junto a esto, el sistema de elevación es muy silencioso, lo que evita molestias a los vecinos y a los viandantes del exterior del aparcamiento.

En definitiva, la instalación de montacoches es indispensable cuando no te queda más remedio que aprovechar el espacio de un aparcamiento. Por suerte, esta maquinaria te ofrece diversas ventajas muy a tener en cuenta. Así, podrás disfrutar de una salida del aparcamiento sencilla, rápida y que no causará molestias a ningún usuario. La instalación y mantenimiento de montacoches, además, debe ser realizada por una empresa especializada.

5 Ventajas de instalar una Silla Salvaescaleras en tu edificio

Seguro que has visto que en muchos edificios de todo tipo existen sillas salvaescaleras. Estas, que se adaptan a todo tipo de fincas o comunidades, tienen como principal objetivo la mejora de la accesibilidad en las viviendas, pero ¿conoces cuáles son los cinco beneficios más destacados de ellas?

Los cinco beneficios de las sillas salvaescaleras para la comunidad de propietarios

Además de mejorar, como es lógico, la movilidad y la accesibilidad, estas sillas cuentan con cinco beneficios que destacamos a continuación.

1. Precio y versatilidad

Instalar esta silla es económico. Si tienes un problema de movilidad y la necesitas, contar con una de ellas no solo será más fácil, sino más asequible que buscar otro lugar donde sí tengan silla salvaescalera.

Asimismo, son versátiles, ya que se pueden adaptar a la perfección tanto al interior como al exterior de cualquier edificio.

2. Apuesta por la decoración

El diseño de las actuales sillas es bonito. La decoración ha dejado de ser una preocupación para ser parte de la solución decorativa de los edificios. En la actualidad, con diferentes modelos y soluciones, no debes preocuparte por la estética. No desentonará.

3. Ocupan poco espacio

Los aparatos de este tipo ocupan realmente poco espacio en las fincas. Los asientos son plegables, por lo que quedan recogidos contra la pared cuando no se están utilizando. Esto es, cuando no esté en funcionamiento, el resto de vecinos del inmueble no tendrán ningún problema en cuanto al espacio disponible.

4. Seguridad y comodidad

Si por algo destacan en su funcionamiento es por la seguridad que aportan. Algunas personas piensan que son inseguras por ir algo elevadas sobre la escalera, pensando en el riesgo de caídas. Esto no es así. Las personas mayores o con movilidad reducida podrán desplazarse sin ningún tipo de problema por todas las plantas del edificio o la vivienda.

Por otro lado, la comodidad es muy elevada, puesto que existe una gran libertad de movimiento. No tendrán que depender de nadie para bajar a la calle o cambiar de planta.

5. Siguen funcionando pese a un corte de luz

Estas sillas cuentan con un sistema de baterías, el cual permite que la silla pueda funcionar en el caso de que existe un corte o avería eléctrica en el inmueble. Esto aporta gran seguridad, no solo por si existe algún problema en la vivienda (incendio o inundación), sino también en el caso de apagón: la persona que disfruta de la silla podrá desplazarse y no verá interrumpido su desplazamiento.

 

Un precio económico, una opción segura y versátil y que además ocupa poco espacio. Estas son las ventajas más importantes de las sillas salvaescaleras. Si tienes un problema de movilidad o deseas instalarlas en tu edificio, recuerda estos beneficios.

Qué hacer si te quedas atrapado en el ascensor

No es habitual quedarse atrapado en el ascensor. Sin embargo, por una avería o corte en el suministro eléctrico, puedes quedarte encerrado en la caja durante unos minutos hasta la llegada de los bomberos o de la empresa de mantenimiento de ascensores. Pero ¿qué debes hacer en estos casos? Te lo contamos.

Qué hacer en caso de quedarte atrapado en el ascensor

Para muchos, esta situación es es una fobia recurrente. Quedarse atrapado en el elevador o en cualquier lugar cerrado y con poca ventilación es algo que nadie desea vivir. Por ello, en caso de que esto ocurra (las posibilidades son ínfimas), te explicamos qué hacer.

 

1. Mantener la calma.

Es lo más importante es tener en cuenta que si el ascensor se queda parado es para garantizar tu seguridad. Si tienes esto en mente, tendrás la primera parte de la «batalla» ganada. Cero nervios. Recuerda, además, que el ascensor al estar parado no se puede caer. Existen sistemas de seguridad específicos para evitar que esto ocurra.

2. Solicitar ayuda si te quedas atrapado en el ascensor
En el caso de que el elevador cuente con comunicación bidireccional, el mismo comunicará con los teléfonos de emergencia. Si no es así, como usuarios debemos llamar a emergencias para que nos rescaten o pulsar el botón de alarma para que el resto de vecinos o el conserje se enteren del problema. Como es lógico, tendremos que aportar todos los datos personales, pero sobre todo de la ubicación. Así, podrán saber dónde estamos y llegar cuanto antes.

3. En contacto permanente con el técnico
Lo más probable, especialmente en caso de avería, es que el técnico contacte contigo. Por ello, tendrás que estar pendiente de tu teléfono móvil ya que es posible que recibas órdenes de los profesionales de la empresa de ascensores.

4. Puedes respirar lo que quieras: siempre tendrás oxígeno
Uno de los mitos más extendidos es que, al estar tanto rato en un ascensor, te puedes quedar sin oxígeno. Es algo completamente falso: los ascensores cuentan con rejillas de ventilación por donde entra y sale el aire.

5. Siéntate en el suelo o charla con el resto de ocupantes
Si estás solo en el interior, te recomendamos que te sientes en el suelo y te entretengas con el móvil o cualquier dispositivo. En el caso de que vayas con más personas, mantén una conversación agradable. La espera en estos casos será más amena. Asimismo, recuerda siempre que la mejor aliada es la cooperación. Ayuda a los técnicos o al personal de emergencias para salir, de manera ordenada, del ascensor.

 

Si te quedas atrapado en el ascensor, recuerda seguir estos consejos y pautas. Ante todo, mantén la calma y no te pongas nervioso. En poco rato estarás en la calle.